¿Quiénes somos?

Somos una iniciativa memorialista sostenida por jóvenes cuyo propósito es reivindicar nuestra memoria democrática y evitar que quede sepultada y olvidada por el transcurso del tiempo. Pretendemos preservar y difundir el hermoso y nutrido  legado y los grandiosos valores e ideales que nos dejó nuestra primera experiencia verdaderamente democrática, el periodo de la II República española. Un periodo tristemente corto pero intenso e ilusionante que vio nacer un régimen democrático y parlamentario republicano y que tenía en su ADN un ambicioso proyecto de reformas fundamentales en nuestro país, reformas que buscaban transformar España en un país más justo, más igualitario, más solidario, más moderno y más culto, entre otros adjetivos. En tan sólo dos años llevó a cabo una revolución democrática pacífica, desde las instituciones, que logró conquistas inéditas en nuestro país y  que dio un varapalo a las injustas instituciones del antiguo régimen. Como bien dijo Jiménez de Asúa (gran penalista y diputado socialista) “si la República no hubiera venido a mudarlo todo no hubiera merecido la pena haberla traído”.

Pero estas transformaciones pusieron en peligro los bastardos intereses y seculares privilegios de la vetusta y poderosa oligarquía española, la cual se confabuló con una parte importante del ejército más reaccionario y se levantó contra un gobierno nacido legítimamente de las urnas para destruir el Régimen republicano, y todo ello con la efusiva bendición del retrógrado “obispero” español. Y, tras la férrea resistencia del pueblo español y una cruel guerra (sostenida por parte de los rebeldes con la decisiva ayuda del poderoso fascismo internacional) , al final nuestra democracia cayó y con ella la esperanza  de gran parte del pueblo español de ver realizadas sus justas y legítimas aspiraciones de libertad y de una vida mejor.

En Iniciativa Memorialista por el Legado Republicano luchamos contra la amnesia colectiva que se nos ha inoculado en lo que respecta al periodo de la II República, la Guerra Civil Española y la salvaje y sistemática represión que ejerció la ominosa dictadura franquista sobre nuestro pueblo y que ha sembrado nuestro país de innumerables asesinados, abandonados en cunetas y cuya dignidad aún no ha sido restablecida.

Este olvido inducido se ceba especialmente con las generaciones más jóvenes, por ello es crucial que los que constituimos el futuro de nuestra sociedad nos comprometamos en mantener vivo el recuerdo y el legado de aquellos que lucharon y dieron su vida por establecer una España mejor.

Cerramos esta descripción con una cita del lúcido e irrepetible Presidente de la II República, don Manuel Azaña, sobre la importancia de la memoria en la política y en la moral :

“Creo de buena disciplina política y de buena lección moral, traer a la memoria los días fúnebres y tenebrosos de aquel tiempo en que padecíamos bajo la tiranía, lección y memoria que no debemos perder en ninguna ocasión; porque si recordar en la desgracia y en la adversidad los días de gloria y de triunfo es el mayor dolor de la vida, olvidar en el triunfo y en la victoria los días de persecución es la mayor impudencia del político. Recordemos todos de dónde venimos políticamente, de donde hemos salido políticamente; lo cerca que estamos aún del averno del despotismo, del que nos hemos fugado y al cual hemos encadenado. No lo olvidemos. Que el día del cántico y del triunfo no nos haga perder la memoria y, perdiendo la memoria, perdamos también las ocasiones de impedir que aquellas tinieblas vuelvan a reinar sobre nosotros”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s